• Jueves , 19 octubre 2017

Explosión en guardería de China deja 7 muertos

Se señaló que el incidente podría haberse generado por una garrafa de gas…


EXPLOSION-GUARDERIA-CHINA

China.- Una explosión se produjo este jueves a la entrada de un jardín de infantes en el este de China y dejó al menos siete muertos y 60 heridos, entre ellos niños, según los primeros informes de la policía local.

Se abrió una investigación para determinar el origen de la explosión, dijo un responsable de una comisaría de policía de Fengxian, donde está el centro escolar. Según la agencia Xinhua, la explosión se produjo cerca de la entrada del jardín, en la provincia de Jiangsu.

Así pasó

La policía dijo que aún no tenía información inmediata sobre muertos o heridos.

Sin embargo, medios estatales informaron de más de 60 heridos y en redes sociales circulaban fotografías supuestamente del lugar en las que se veía a niños y adultos tirados en el suelo, algunos sangrando.

explosion-china
La explosión se produjo a las 16:50, hora local, según la policía, en la entrada del jardín de infantes en Fengxian, en la provincia de Jiangsu. En ese momento, muchos de los chicos salían o esperaban cerca de la entrada a sus parientes para retirarlos, se informó.

“La explosión afectó a 66 personas, entre ellas dos murieron en el acto, cinco posteriormente en el hospital, otras nueve personas resultaron gravemente heridas”, dice el informe.
No estuvo claro de inmediato si se trató de un accidente o de un hecho intencional. En su edición digital, el diario Xiandaikuaibaocitó a un testigo no identificado que señaló que el incidente podría haberse generado por una garrafa de gas.

En un vídeo publicado en redes sociales, se aprecia una escena caótica a la entrada de la guardería, con diversos menores y sus acompañantes tirados en el suelo, muchos de ellos heridos y con la ropa rota.

 

Las llamadas telefónicas a la escuela y a los hospitales de la ciudad no fueron atendidas.

En el pasado se han producido ataques contra jardines de infantes en China, en aparentes represalias de personas resentidas con sus vecinos y con la sociedad.

China mantiene un estricto control sobre las armas de fuego y en la mayoría de esos ataques se emplearon cuchillos, hachas o explosivos caseros.

Otros casos

El pasado 9 de mayo un autobús que transportaba a pequeños de otra guardería en la provincia de Shandong fue devastado por las llamas en un suceso que acabó con la vida de 11 niños, un profesor y el conductor del vehículo. La policía informó ulteriormente que el fuego había sido avivado por el propio chófer, enfadado por un disputa salarial.

Durante 2010 la nación asiática sufrió toda una serie de ataques contra colegios e instituciones lectivas de individuos con problemas mentales o simples agravios en una sorprendente espiral de incidentes similares en las que los agresores apuñalaron a decenas de menores, dejando un trágico legado de muertos y heridos.

Un lúgubre evento que se reprodujo el pasado mes de enero en la región sureña de Guangxi, donde otro desequilibrado apuñaló a 11 estudiantes, hiriendo a tres gravemente.

En 2001, una pelea personal entre el dueño de una tienda donde se acumulaban explosivos y un visitante acabó con el segundo volando todo el edificio y matando a 69 personas en uno de los incidentes más graves de este tipo.

EL DEBATE

Notas relacionadas

Leave A Comment

Simple Share ButtonsCompártelo...
Simple Share Buttons