• Lunes , 11 diciembre 2017

Así se convirtió una profesora vasca en Siri, la voz del iPhone en español

Iratxe Gómez, profesora de inglés de Vitoria, pone voz en español al asistente de los dispositivos de Apple.

Iratxe-Gómez-Siri

Se llama Iratxe Gómez, es de Vitoria y, aunque aún no lo sepas, te da los buenos días cada mañana, te dice si hará calor o lloverá o dónde encontrar el libro que buscas al mejor precio. Incluso, a veces, te cuenta chistes. Su otro nombre te sonará: Siri. Esta profesora de inglés vasca es la asistente de voz de los dispositivos de Apple.

“La original, la primera versión”, defiende Iratxe. Su voz fue la incluida en los iPhone 5, a raíz de una oportunidad que le llegó por casualidad: “Estaba dando clases en una academia y un día la madre de una de mis alumnas vino buscando a alguien nativo que pudiera hacer grabaciones en castellano e inglés para un servicio de banca telefónica”.

Y de ahí al sistema de conversión texto-voz de la marca californiana que emplean millones de usuarios en todo el mundo. “Estuvimos tres semanas en un estudio de grabación de Vitoria, con una media de cinco o seis horas al día locutando en torno a 2.500 frases al día”. Así fue el proceso de creación de Siri, que Iratxe califica como divertidísimo: “Me decían que imaginara tener una sonrisa en la cabeza pero que no se manifestara en la voz de ninguna manera. Tenía que estar neutra, seria, cortante, pero sin llegar a ser borde. Siri es robótica y un poco vasca”.

“Hola, ¿en qué puedo ayudarte?” “Estas son las salas de cine que he encontrado cerca de ti”. “No sé imitar el sonido de un perro, pero sí puedo recordarte que lo saques a pasear”. Respuestas para casi todo, una lista interminable. Frases que forman parte de un catálogo de respuestas que los algoritmos informáticos se encargan de transformar en respuestas adecuadas. “Hay locuciones de todo tipo. Muchas son unas cuantas palabras, pero otras son locuciones larguísimas. No es como leer un texto, donde todo es más fluido, aquí no hay conexión entre una y otra”.

Sin embargo, Iratxe tiene clara su favorita. ¿Cuál es el resultado de dividir cero entre cero? Iratxe, y Siri, contestan: “Imagínate que tienes cero galletas y las repartes entre cero amigos. ¿Cuántas galletas le tocan a cada amigo? No tiene sentido, ¿lo ves? Así que el monstruo de las galletas está triste porque no tiene galletas y tú estás triste porque no tienes amigos”.

Un guion con bastante sarcasmo, tres semanas de trabajo y de repente, un día, “descubrí que era Siri por la televisión”, relata Iratxe. La fase final, la posproducción, se realizó en Europa y Apple nunca le notificó que fuera la escogida. “Mi voz está en muchos GPS y navegadores para vehículos. Me voy encontrando con mi propia voz por ahí pero normalmente nunca sé para quién estoy grabando”, añade.

Quizá se pregunten qué móvil tiene. Pues no, no es un iPhone: “He vivido en China hasta hace poco y Apple no permite utilizar dos tarjetas, así que he tenido un teléfono chino para poder llevar el número español también”. Precisamente en China, Iratxe reconoce haber sufrido la fama: “Con lo que son con la tecnología, en cuanto se enteraban de que yo era la voz de Siri en español se montaban colas para hacer la comprobación. Incluso la gente hacía cadenas con sus teléfonos para que la Siri de un idioma preguntara a otra y así sucesivamente”.

EL PAÍS

Notas relacionadas

Leave A Comment

Simple Share ButtonsCompártelo...
Simple Share Buttons