fbpx
  • Viernes , 15 noviembre 2019

Proponen que el PRI cambie de nombre

CIUDAD DE MÉXICO (El Universal).- El senador por Yucatán, Jorge Carlos Ramírez Marín, abrió la  posibilidad de que el PRI pueda cambiar de nombre y de colores, ya que el partido tiene “severos problemas”.

El legislador dijo lo anterior en medio de la renuncia de la excandidata a la dirigencia tricolor Ivonne Ortega Pacheco, también de origen yucateco.

En su opinión, la elección interna que ganó Alejandro Moreno Cárdenas fue “como poner a un enfermo de terapia intensiva en una caminadora”.

Lo urgente era el cambio

Tras revisar con el jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, el tema de la energía eléctrica en Yucatán por los apagones, los medios le preguntaron al senador si el PRI deberá cambiar de nombre y colores.

“¿Por qué no? Creo que el PRI tiene que hacerse esas preguntas. Eso era lo urgente y no la elección de dirigente, pero bueno, decidimos hacerla todos juntos”.

“Era incluso una exigencia de algunos de los que compitieron, otros decíamos ‘lleguemos a acuerdos, determinemos por lo menos una dirigencia de transición’”, explicó.

Ramírez Marín criticó que la elección interna de la dirigencia nacional se hizo en un momento en que el partido no tiene dinero, con un padrón en revisión, un partido conflictuado en los estados, estados en los que casi desaparecieron.

“El resultado era previsible y ahora tendremos que trabajar el doble y echarle muchas ganas”, indicó.

“No debilita al PRI”

Sobre la renuncia de Ivonne Ortega a las filas priistas, Ramírez Marín afirmó que todos los candidatos a presidentes del partido sabían cuáles eran las condiciones de la elección, “nadie puede llamarse sorprendido ni robado”.

Sin embargo, reiteró que la contienda se hizo con un padrón inconsistente y en un momento en el que lo que buscaba el partido era más consensos, que disensos.

“No puedo juzgar las razones de ella (Ivonne Ortega), las respeto, creo que no, no debilita al PRI. En estos momentos que vivirá el empuje de una dirigencia que, como sea, es con muchísimos errores”.

 

Esos errores, expuso, “se advirtieron desde que se lanzó la convocatoria, los riesgos en el padrón, cómo se estaba manejando el padrón en algunos estados y todo eso estuvo en la mesa igual para todos”, expuso.

Ramírez Marín aclaró que Alejandro Moreno recibe a un PRI que tiene severos problemas y tiene la tarea de cambiarlo con toda la militancia.

Además, afirmó que Moreno no se convertirá en aliado del gobierno federal, “en un aliado ultranza, entre otras cosas porque el gobierno no necesita esas alianzas”.

Related Posts

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons
error: Content is protected !!