fbpx
  • Sábado , 28 noviembre 2020

Rellenarían una parte del Paso Deprimido

El nivel del agua en el Distribuidor Vial alcanzó los 3.12 metros de altura. / La primera inundación requirió cerca de dos millones de pesos para la reparación y mantenimiento de la obra.


Mérida, Yucatán a 19 de octubre de 2020 (InformaTe Yucatán).- El Ayuntamiento de Mérida, analiza rellenar para elevar un metro y medio la superficie de rodamiento del Paso Deprimido como una de las opciones para evitar  futuras inundaciones en la polémica obra.

El director de Obras Públicas, David Loría Magdub, señaló que se estudian dos opciones para la obra construida durante la administración de la exalcaldesa priista Angélica Araujo Lara, rellenarlo completamente que costaría 11 millones de pesos que se sumarían a los 80 millones iniciales o elevar un metro y medio para igualarlo al nivel de la superficie (como el caso de Anikabil), que costaría $6.5 millones de pesos.

Cualquiera de esas opciones requiere recursos con los que actualmente no cuenta la Comuna meridana.

“Cerrarlo no es solo tirar un relleno y se acabó, hay que hacer estudios, es mucha la inversión que se dio y un estimado de cerrarlo estaría costando 11 millones de pesos, dinero que tampoco tenemos, subirle a un nivel que nos diera mayor garantía de uso con capacidad de las bombas para que se pueda desalojar costaría 6 millones de pesos que tampoco tenemos, si bien estuvimos resolviendo la medida, llegó este evento que superó la capacidad de lo que ya estaba instalado -cuatro bombas con 120 caballos de fuerza-“, explicó.

Actualmente, el Ayuntamiento ha gastado $1.9 millones de los $2.4 millones disponibles para el distribuidor vial desde la primera inundación con las lluvias de la tormenta Cristóbal.

En días pasados informamos que esta semana iniciarían los trabajos para que la obra este concluida a finales de octubre, sin embargo, el funcionario comentó que se atrasaron y la obra llevaría un poco más de tiempo, pero no está abandonada.

“Tenemos cuatro bombas, normalmente trabaja una y se utilizan las cuatro en tiempo de lluvias, ya estamos en operaciones para volver a arrancarlas y esta misma semana vamos a poder ganarle al volumen que hay que desalojar, expresó.

En esta ocasión, el nivel del agua superó por 1.29 metros la primera inundación que dejó Cristóbal, ya que las lluvias ocasionadas por la tormenta tropical Gamma y el huracán Delta, superaron los 3.12 metros de altura en el Paso Deprimido.

“El Paso Deprimido no está abandonado, simplemente nos dimos cuenta que nos iba a ganar el volumen de agua, en tiempo de la tormenta Cristóbal tuvimos un nivel de 1.83 metros y actualmente llegó a 3.12 metros; cada hora nos estuvo rebasando por 16 cm.”; mencionó el funcionario.

Explicó que el Colegio de Ingenieros Civiles del Sureste aportó el estudio hidrológico y el Colegio de Ingenieros Civiles de Yucatán estaría aportando el estudio de lo que se estaría haciendo en la zona.

En el Paso Deprimido se acumularon más de 8 millones de litros de agua que deberán ser desalojados en los próximos días, para posteriormente reparar la superficie de rodamiento que tuvo grietas debido a la presión del agua del manto freático, lo que provocó que el líquido brotara del subsuelo.

Related Posts

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons
error: Content is protected !!