fbpx
  • Sábado , 2 marzo 2024

Huelga en puerta en el Monte de Piedad

El Monte de Piedad lleva más de dos años negociando su Contrato Colectivo de Trabajo (CCT) y en un intento por mediar la situación, la Secretaría de Trabajo intervino para conocer el contexto de ambas partes.


CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Trabajadores sindicalizados del Nacional Monte de Piedad tienen programado estallar una huelga este martes 30 de enero, en caso de que el secretario general del sindicato, Arturo Zayún González, decide no someter a votación el convenio propuesto por la Secretaría de Trabajo y Previsión Social (STPS).

En medio del actual conflicto laboral que afecta a la institución, trabajadores sindicalizados que pidieron el anonimato denunciaron que Zayún González se resiste a llevar a votación el convenio propuesto por la STPS porque perdería privilegios particulares, como montos millonarios por diversos conceptos, transporte privado de lujo, la asignación de plazas y cuotas a familiares y amigos, por citar solo algunos.

El Monte de Piedad lleva más de dos años negociando su Contrato Colectivo de Trabajo (CCT) y en un intento por mediar la situación, la Secretaría de Trabajo intervino para conocer el contexto de ambas partes.

Luego de tres peritajes realizados por expertos, se determinó que lo correcto era establecer un convenio que cumpliera los requerimientos de la administración y del sindicato, buscando siempre el beneficio de trabajadores y sus familias.

Con lo anterior y ante un primer emplazamiento a huelga, el Juzgado encargado del caso ordenó al sindicato del Monte de Piedad llevar a consulta esta propuesta.

Sin embargo, de acuerdo con declaraciones de los propios trabajadores, hasta el momento la representación gremial de la institución se niega a someterla a votación, pues esto les impedirá continuar con prácticas como la venta de plazas o la omisión de cuentas sobre los más de 10 millones de pesos que recibe de cuotas sindicales.

¿Qué beneficios tiene el sindicato con el CCT actual?

Según la información que varios trabajadores compartieron con este medio y como un botón de muestra de los excesos, desde el año 2000, Zayún solicitó a la administración se les “facilitaran” cada año dos camionetas de súper lujo, “machuchonas”, dijeron: una Ford Explorer y una Suburban, lo que representa un beneficio únicamente para el líder sindical y su círculo cercano.

Además, contaban con el pago de todos los viáticos y hospedajes para llevar a cabo congresos y reuniones sindicales, los cuales estiman en 15 a 20 millones de pesos de gastos sin comprobar por el Sindicato, y resalta que algunos años dichos eventos se realizaron en playas exclusivas de lujo de México.

Al menos en la última década, el sindicato recibió cerca de 40 millones de pesos para “acciones sindicales” en el interior del país. Sin embargo, señalan que al no rendir cuentas de lo que hacen con este recurso, se tiene la incertidumbre de si éste realmente se utilizó para lo destinado, sobre todo considerando que durante los tres años de pandemia no tuvieron que realizar viajes, pues las condiciones sanitarias lo impidieron.

Otros beneficios que cubre el actual CCT es la utilización de personal de limpieza para sus casas sindicales y un deportivo, de las que según los trabajadores no son un privilegio para ellos ya que estos solo se utilizan para eventos privados al rentarse como salones de fiestas, o para eventos deportivos externos, todo esto a cargo de Gustavo Zayún, hermano del líder sindical.

Denunciaron que en su carácter de “representante” realiza cobros por defender a sus afiliados en juicios, pese a que estos cubren su cuota sindical mensualmente y no han ganado un solo juicio en años. Señalaron que además de que les cobra, los defiende mal.

También tiene establecidas cuotas extraordinarias para hacer trámites que son gratuitos como la jubilación, vacantes de plazas o el otorgamiento del seguro de vida. De este último señalan que no se ha constatado que se entregue el monto a todos los beneficiarios.

Los agremiados indicaron que otros privilegios “ocultos” que tiene el gremio es poder elegir que sus familiares o gente cercana sean los que obtengan las plazas de mayor ingreso, con más comisiones y sin tener que pagar impuestos. Estiman que al menos 100 familiares directos tienen estas bases. Incluso aquellos que tienen un cargo sindical, como secretario o delegado, disfrutan de “permisos sindicales” lo que les permite cobrar su salario, prestaciones y comisiones sin necesidad de asistir a trabajar.

Futuro incierto

Ante esta situación, este martes 30 se tiene programado el estallamiento de la huelga, en caso de que el líder sindical decida no someter a votación el convenio de la STPS.

Trabajadores que no quieren la huelga y que reclaman su derecho a votar el Convenio propuesto por la autoridad laboral, argumentan que lo que han visto en el documento tiene que ser explicado mejor y a detalle, porque los mismos funcionarios de la dependencia federal aseguraron hace unas semanas que en la propuesta los trabajadores conservarían prestaciones tan relevantes como el Servicio Médico Privado, jubilaciones, aguinaldo de 105 días, prima vacacional de 29 días y un aumento del 18% a su salario, entre otros beneficios.

De estallar la huelga, más de 270 sucursales dejarían de brindar el servicio prendario en al menos 25 estados de la República y afectaría a más de dos mil 500 trabajadores que dejarían de percibir su salario, además de las miles de familias que dependen del préstamo prendario para cubrir sus necesidades o gastos inesperados.

Related Posts

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons
error: Content is protected !!