fbpx
  • Viernes , 2 diciembre 2022

Si no hay acuerdo para reforma electoral, Morena irá por leyes secundarias

Diputados de Morena preparan opciones por si no se logra acuerdo con los partidos de oposición en la reforma electoral.


Diputados advirtieron sobre la posibilidad de que Morena y aliados recurran a sacar una reforma a partir de leyes secundarias luego de la marcha del domingo.

15 de noviembre de 2022.- Los diputados de Morena ya determinaron que si para el 25 de noviembre no hay acuerdo con los partidos políticos de oposición sobre la reforma electoral, ellos presentarán cambios a leyes secundarias para las cuales les alcanzan los votos.

En entrevista con Forbes México, el diputado por Morena Hamlet García señaló que si para la cuarta semana de noviembre no hay un consenso con el PAN, PRI, PRD y MC para la construcción de un proyecto de dictamen en materia electoral, su bancada presentará la iniciativa del presidente Andrés Manuel López Obrador ante el pleno de la Cámara de Diputados y en caso de ser rechazado, el plan B es hacer modificaciones a leyes secundarias.

“El límite es el 25 de noviembre, si en ese momento no hay un dictamen de consenso, vamos a meter un dictamen impulsado por Morena. Se votaría en comisión, una vez agotados los tramites, se someterá al pleno. Se tendría que someter a votación la reforma constitucional, si es rechazada, iríamos al plan B que es la legislación secundaria, pues prácticamente de manera inmediata como ocurrió con la reforma eléctrica”, señaló el morenista, quien es parte del grupo de trabajo para la reforma electoral.

El diputado dijo que hay “un amplio respaldo” de los ciudadanos a la iniciativa del presidente, pues en encuestas, como la del INE, la mayoría de las personas apoyan disminuir los recursos a los partidos políticos, reducir el número de diputados y senadores, así como menos recursos económicos para el Instituto Nacional Electoral (INE).

Con ello quedarían fuera los 18 artículos que el presidente López Obrador propuso modificar en la Constitución mexicana y Morena optará por cambiar solo las leyes secundarias, como la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales (LGIPE), la Ley General de Partidos Políticos (LGPP) y la Ley General del Sistema de Medios de Impugnación en Materia Electoral (LGSMIME).

El diputado señaló que algunos aspectos que podrían entrar en las leyes secundarias son acciones afirmativas, voto electrónico, estructura orgánica del INE, así como reglas procesales y fiscalización.

Lo anterior, porque para pasar cualquier reforma secundaria es necesaria solo la mayoría absoluta; es decir, la mitad más uno de los diputados que asistan al momento de votar. Esto significa que si van los 500 legisladores a la sesión se necesitan 251 votos, y Morena y sus aliados (PVEM y PT) tienen 276.

Si Morena solo va por reformas secundarias no se podría sustituir al INE por el Instituto Nacional de Elecciones y Consultas (INEC), el cual según la propuesta presidencial, no solo se encargaría de preparar los comicios a nivel federal, sino también a nivel local; tampoco se podría disminuir el número de consejeros ni el método para elegirlos, pues López Obrador planteó que fuera por voto directo de los ciudadanos .

Tampoco se desaparecerían los 32 Organismos Públicos Locales Electorales (OPLES), que se encargan de las elecciones a nivel estatal. En la iniciativa del gobierno federal se propone eliminarlos para disminuir costos, por lo que el órgano electoral federal absorbería las funciones de éstos.

Tampoco podría reducirse el número de legisladores, pues la reforma del mandatario propone que de los 500 diputados, solo queden 300, y en el caso de los senadores, éstos disminuyan de de 128 a 95; todos ellos serán elegidos a través del sistema de listas por entidad. | Forbes.com.mx

Related Posts

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons
error: Content is protected !!