fbpx
  • Viernes , 30 julio 2021

Fermín Sosa es ordenado Nuncio Apostólico en Izamal

El sacerdote yucateco fue nombrado por el Papa Francisco, como representante del Vaticano en Papúa Nueva Guinea.


Mérida, Yucatán a 19 de junio de 2021 (InformaTe Yucatán).-El sacerdote izamaleño Fermín Emilio Sosa Rodríguez recibió la mitra arzobispal de manos del cardenal Pietro Parolín, Secretario del Estado Vaticano y se comprometió a consagrar su camino en la palabra de Jesucristo y seguir el ejemplo de los apóstoles construyendo una vida misionera como representante de Papa Francisco en sus encomiendas diplomáticas.

Sosa Rodríguez, presidió la ceremonia litúrgica de Ordenación Episcopal con una asistencia de 450 personas, entre invitados especiales, autoridades eclesiásticas y civiles, sacerdotes de la arquidiócesis de Yucatán y pobladores de Izamal que se dieron cita este día al acto religioso especial.

Sosa Rodríguez, dijo sentirse profundamente agradecido con su familia, amigos y el pueblo de Izamal por alcanzar esta designación Papal, estableciendo sus raíces yucatecas, el valor de su cultura y de su fe católica.

La ceremonia religiosa se llevó al cabo en el atrio del convento de San Antonio de Padua, teniendo como testigos a la Virgen de Izamal y el Cristo Negro de Ichmul, que estuvo encabezada por el cardenal Pietro Parolín, el arzobispo de Yucatán Gustavo Rodríguez Vega y el arzobispo Emérito Emilio Carlos Berlíe. Con ellos, 10 obispos de la región que concelebraron la misa episcopal y la presencia del Nuncio Apostólico en México, Franco Copola.

La ordenación episcopal de Monseñor Sosa Rodríguez como arzobispo titular de Viruno, Italia y Nuncio Apostólico de la Santa Sede en Padua, Nueva Guinea, establece un hecho histórico ya que, el sacerdote yucateco es el único mexicano asignado por el Papa Francisco como embajador diplomático en la actualidad y se convierte en el segundo connacional con una asignación de representación del Estado Vaticano en el Extranjero.

En su intervención, luego de recibir la mitra arzobispal, el nuevo Prelado, se comprometió a mantener la sumisión al Vaticano y seguir las enseñanzas del Papa Francisco en el quehacer religioso. En esta ceremonia y previo a la ordenación se dio lectura a la Bula Pontificia de nombramiento, firmada por el Sumo Pontífice, que autoriza la unción religiosa de cura.

La ceremonia de investidura episcopal complementa una serie de ritos donde el obispo recibe una serie de signos, entre ellos, un examen público ante los sacerdotes y la sociedad del compromiso religioso de solicitante. Además, la entrega de la mitra de asignación de rango religioso, un anillo de oro y el báculo, señal del pastor que guía a su rebaño.

Además, del compromiso religioso, el nuevo obispo también debe de refrendar su obediencia a las condiciones políticas que rija el Estado Vaticano y las tareas de engrandecimiento religioso de la fe católica en el país al que fue asignado. Por ello, es ungido con aceites, recibe una imposición de manos de todos los clérigos con cargo superior y se pronuncia de manera pública sobre tus tareas correspondientes en aspectos fe y compromisos diplomáticos.

En la ceremonia religiosa, el cardenal Parolín destacó las condiciones y esfuerzo empeñado por el nuevo obispo en las diferentes funciones asignadas por la iglesia católica al clérigo izamaleño, mencionando que, Sosa Rodríguez ha cumplido asignaciones diplomáticas en cuatro continentes, lo que ahora le permite tomar la designación en Oceanía.

En esta misa episcopal, el cardenal Parolín hizo uso de la palabra en la homilía para hacer referencia al evangelio sobre la responsabilidad que implica para un sacerdote su compromiso en la palabra de Jesucristo, destacando que en ocasiones es preciso volver a intentar las cosas para observar los errores que se cometen y es preciso recuperar.

Finalmente, Monseñor Sosa Rodríguez describió su escudo que parte del lema “Todo lo puedo en aquel que me da la fuerza” un versículo de los Salmos que será la guía espiritual escogida por el nuevo obispo, que además se identifica con la heráldica donde se refleja la cultura maya, la tierra yucateca, una planta de henequén se que simboliza el trabajo de los hombres de su tierra y el escudo de la Virgen María, patrona de sus rezos y ruegos espirituales.

Related Posts

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons
error: Content is protected !!